NerudaPablo
‘Vive en mi ausencia como en una casa.
Es una casa tan grande la ausencia
que pasarás en ella a través de los muros
y colgarás los cuadros en el aire.’

Neruda

Anuncios

Epitafio

Un pájaro vivía en mí.juan_gelman_big

Una flor viajaba en mi sangre.
Mi corazón era un violín.
Quise o no quise. Pero a veces
me quisieron. También a mí
me alegraban: la primavera,
las manos juntas, lo feliz.
¡Digo que el hombre debe serlo!
(Aquí yace un pájaro.
Una flor.
Un violín).

Juan Gelman

282726_459584100719970_1536836916_n

Cada vez que cae la noche mis cucarachas me leen en voz alta.

 

“Cuando estoy 2008-05-08_IMG_2008-05-01_02.10.12__56627en Madrid,

las cucarachas de mi casa protestan porque leo por las noches.
La luz no las anima a salir de sus escondrijos,

y pierden de ese modo la oportunidad de pasearse por
mi dormitorio,
lugar hacia el que

—por oscuras razones—
se sienten irresistiblemente atraídas.
Ahora hablan de presentar un escrito de queja
al presidente de la república,
y yo me pregunto:
¿en qué país se creerán que viven?;
estas cucarachas no leen los periódicos.

Lo que a ellas les gusta es que yo me emborrache
y baile tangos hasta la madrugada,
para así practicar sin riesgo alguno
su merodeo incesante y sin sentido, a ciegas
por las anchas baldosas de mi alcoba.

A veces las complazco,
no porque tenga en cuenta sus deseos,
sino porque me siento irresistiblemente atraído,
por oscuras razones,
hacia ciertos lugares muy mal iluminados
en los que me demoro sin plan preconcebido
hasta que el sol naciente anuncia un nuevo día.

Ya de regreso en casa,
cuando me cruzo por el pasillo con sus pequeños
cuerpos que se evaden
con torpeza y con miedo
hacia las grietas sombrías donde moran,

les deseo buenas noches a destiempo
—pero de corazón, sinceramente—,
reconociendo en mí su incertidumbre,
su inoportunidad,
su fotofobia,
y otras muchas tendencias y actitudes
que-lamento decirlo-
hablan poco en favor de esos ortópteros.”

Ángel González
“Datos Biográficos”

 

06_angel_gonzalez

CANCIÓN DE NOVIEMBRE Y ABRIL

El cielo nublado
pone mis ojos blancos.

Yo, para darles vida,
les acerco una flor
amarilla.

No consigo turbarlos.
Siguen yertos y blancos.

(Entre mis hombros vuela
mi alma dorada y plena.)

El cielo de abril
pone mis ojos de añil.

Yo, para darles alma,
les acerco una rosa blanca.

No consigo infundir
lo blanco en el añil.

(Entre mis hombros vuela
mi alma impasible y ciega.)

CANCIÓN DE NOVIEMBRE Y ABRIL – CANCIONES PARA TERMINAR (Canciones 1921-1924)
(Federico García Lorca)

La Paloma, por Rafael Alberti

Se equivoco la paloma.
Se equivocaba.

 

Por ir al norte, fue al sur.
Creyó que el trigo era agua.
Se equivocaba.

 

Creyó que el mar era el cielo,
que la noche, la mañana.
Se equivocaba.

 

Que las estrellas, roció;
que la calor, la nevada.
se equivocaba.

 

Que tu falda era su blusa;
que tu corazón, su casa.
Se equivocaba.

 

(Ella se durmió en la orilla.
Tú, en la cumbre de una rama.)

 

Rafael Alberti
El Puerto de Santa María (Cadiz) ,1902-1999))
RafaelAlbertiPaloma